Totes les persones

by Tirana

/

about

Reducir las letras de las canciones al mínimo para maximizar su efecto. Las emociones igual, desaparecen los artificios, todo lo innecesario. Olivia Mateu hace música a la manera que Robert Bresson hacía cine, de dentro afuera. Los resultados son igual de espectaculares pese a no parecerlo por prescindir de lo irrelevante, y sus letras, de tan sintetizadas y depuradas que son, parecen los aforismos del difunto cineasta en su "Notas sobre el cinematógrafo".

A Olivia no le gusta el pop de letras tontas, de ahí que "Totes les persones" sea la búsqueda de lo importante: “totes les persones volen més amor i comprensió/jo no soc diferent a l'altra gent”. Todas las personas queremos más amor y comprensión, ninguno somos diferentes al resto en ese sentido. Su voz nos rompe, muchas veces, sin saber el motivo, nos da muchas ganas de llorar al poner cualquier canción de TIRANA. Hay algo frágil, quebradizo, a punto de romperse. En "Totes les persones" estalla la pieza al final tirando de épica bien entendida y canalizada gracias a Albert Espuña (Gúdar), terminando por ser todo lo opuesto –y lo que no se podía sospechar de ninguna forma por no disponer de indicios para ello- en su origen. La épica no es Arcade Fire haciendo teatrillo, es "Totes les persones" con Olivia abriéndose una vez más.

credits

released July 5, 2013

tags

license

all rights reserved